Alfonso Guerra aboga por la jornada de 32 horas semanales


Alfonso Guerra: “La jornada laboral de 32 horas semanales, un reto europeo”

EuropaPress.es  (17 de abril de 2013)
No me consta que el Presidente de la Comisión de Presupuestos del Congreso, D. Alfonso Guerra, haya leído la propuesta “Eliminar el paro ES POSIBLE trabajando menos”, sin embargo el pasado día 17 de abril durante la presentación del libro “Los retos de Europa” (del que es coautor junto con D. José Félix Tezanos), pronunció las siguientes palabras:
-          La única manera de "obligar” a los empresarios a crear empleo es implantar una semana laboral de 32 horas, repartidas en cuatro días.
¡Este es precisamente uno de los pilares de la propuesta contenida en este blog, compartir el tiempo de trabajo! Y el Sr. Guerra coincide exactamente con la proporción que se propone desde aquí; una reducción del 20 % de la jornada media actual, hasta alcanzar las 32 horas semanales por trabajador, lo que liberaría tantas horas de trabajo como para dar empleo, aproximadamente, a cuatro millones de personas actualmente desempleadas. ¡Ahí es nada! 
El Sr. Guerra coincide con mucha, mucha exactitud con más aspectos de la propuesta de este blog:
-          Este es un camino que hoy se ve muy difícil, pero que se recorrerá inexorablemente y que permitirá reconstruir una vida familiar y privada que hoy es demasiado complicada. Hay que avanzar hacia un nuevo reparto del trabajo que implicará a su vez un nuevo reparto de los ingresos económicos. Esa revolución laboral debe emprenderse sin prejuicios y ha de pasar por esa semana de cuatro días laborables que recomiendan los expertos en la materia.
Cierta vanidad me inclina a sentirme aludido. Lo cierto es que la similitud de ideas es sobresaliente:
-          Se puede salir de la crisis, incluso se puede hacer rápido, pero todo depende de la voluntad que se tenga de lograrlo. La historia demuestra que se puede salir de la depresión colectiva sólo en tres meses. Europa está ante un "periodo de emergencia social" en el que los dirigentes tienen que elegir entre esperar a que llegue el crecimiento económico o reaccionar con reformas que eviten el hundimiento y colapso global. Si las decisiones políticas nos han llevado a la crisis, otras nos pueden sacar de ella.
Contar con el apoyo ideológico de este veterano diputado, una de las figuras públicas más destacadas e influyentes de nuestra joven democracia, una persona crítica e inteligente, es una buena noticia para la propuesta contenida en este blog. Anticipo a los seguidores, miembros y lectores de este blog que intentaré ponerme en contacto con él para intercambiar opiniones (y puede que también intercambiemos libros); para mí, además de ser un honor, será sin duda muy enriquecedor.
Eliminar el paro será MÁS POSIBLE cuantas más personas lo creamos.

No hay comentarios:

Publicar un comentario